A todos los que nos gusta conducir en moto pero debemos de tener en cuenta que tomar una curva es uno de los momento más delicados, lo que puede originar un accidente y que suframos graves consecuencias. Aunque sabemos que es uno de los momentos más excitante cuando estamos a los mandos de la moto es importante hacerlo de una manera correcta. Por eso, os vamos a dar una serie de indicaciones para que, en la medida de lo posible, podáis tomar una curva de la manera más segura y eficaz.

Cuando llegamos a una curva, y metros antes, debemos de tener en cuenta la velocidad para tomar bien el ángulo de la curva. Hay que saber que a si llevamos mucha velocidad deberemos inclinar mucho más la moto para poder trazarla de manera correcta. Lo importante de este momento es llegar a la curva a una velocidad menor de lo que exige la trazada para llegar acorde al ángulo de giro.

Siempre que vayamos a tomar una curva, y aunque lo remitamos muchas veces, SIEMPRE frenaremos antes de llegar y nunca dentro de la misma. Eso sí, a veces no será necesario el freno ya que con desacelerar y reducir las marchas conseguiremos llegar a la velocidad adecuada.

Y ahora viene el momento de hacia dónde mirar. Pues bien, lo más importante es mirar por delante de nosotros ya que la moto irá donde nosotros hayamos fijado la mirada. Si llegamos a la curva y después de haber visto su ángulo tendremos que visualizar el punto de salida, en la lejanía. De esta manera podremos conseguir una trazada correcta y limpia en el ápice de la curva.

Es importante que sepamos el punto óptimo de inclinación. Para ello, cuando lleguemos a la curva y con la velocidad adecuada, nos pondremos en el lado exterior de la carretera para entrar en la curva abriéndonos. Debemos de tener en cuenta si la curva es de derechas o de izquierdas para colocarnos en uno u otro lado del carril. Llegados a este punto, nos abriremos y empezaremos a inclinarnos. Importante: En ese momento no se tocan los frenos y lo que haremos es seguir acelerando, poco a poco, para tener siempre el agarre – o la tracción- más adecuada.

Uno de los errores más típicos y que pueden hacer que tengamos un accidente es tocar el freno delanteros cuando estamos inclinado. Lo que haremos con este gesto será que debido a las fuerzas, la moto se enderece y no podamos girar haciéndonos, posiblemente, salirnos de la carretera.

Ya en el momento de la inclinación empezaremos a girar hacia el lado de la curva por lo que el punto de contacto va a ser el de mayor inclinación y será en el ápice de la curva. Resumiendo en el punto más cercano al interior de la curva y ahí podremos empezar a enderezar la moto.

Ahora que hemos pasado el ápice es hora de enderezar y levantar la moto mientras miramos a la salida de la curva acelerando poco a poco para ir ganado velocidad. Es un momento complicado y peligroso, sobre todo con motos de gran cilindrada ya que el neumático trasero es que que soporta menos contacto con el asfalto y podremos perder tracción y una caída.

Importante: Tened cuidado con las curvas sucias, mojadas, ciegas o con sombra (estas últimas cuando hay bajas temperaturas pueden tener hielo.

Recordad, disfrutad conduciendo vuestra moto pero tened cuidado y conducir con precaución.

Carnet de Coche carnetdecocheporlibre.es
✆ 644 400 629 ✆ 634 50 44 99
Enviar
Carnet de Moto carnetdemoto.es Carnet AM
✆ 644 400 629 ✆ 634 50 44 99
Enviar
Carnet de Moto carnetdemoto.es Carnet A
✆ 644 400 629 ✆ 634 50 44 99
Enviar
Carnet de Moto carnetdemoto.es Carnet A2
✆ 644 400 629 ✆ 634 50 44 99
Enviar
Carnet de Moto carnetdemoto.es Carnet BTP
✆ 644 400 629 ✆ 634 50 44 99
Enviar